Fracciones de la Cámara de Diputados eliminaron casi 3 mil plazas legislativas, de distintas categorías, en su tabulador de la estructura administrativa, porque no cumplían con su función, "parecían aviadores" y "eran poco productivos", informó el presidente del Comité de Administración de la Cámara de Diputados, Ignacio Mier (Morena).

Detalló que a partir de 2019, San Lázaro operará con aproximadamente 4 mil 352 empleados de los 7 mil 295 que les dejó de herencia la 63 Legislatura.

Dijo que a la gran mayoría de estos empleados no hubo necesidad de liquidarlos porque finalizaron sus contratos y no fueron renovados, y otros tantos sí fueron liquidados: "El personal operativo y de confianza de la Cámara de Diputados suma 2 mil 775; reducimos casi 3 mil de la anterior Legislatura a esta (…). Habían concluido sus contratos porque son homologados por honorarios y se advirtió que ni en el trabajo en las comisiones ordinarias, ni en los órganos de gobierno, ni en los centros de estudio estaban favoreciendo el cumplimiento de la función, en otras palabras, parecerían aviadores".

Finalmente, agregó que la eliminación de estas plazas representa un ahorro de 935 millones de pesos al año y por los tres años de la 64 Legislatura 2 mil 805 millones de pesos.