30 de agosto de 2019.- El Presidente nacional de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Gustavo Adolfo de Hoyos Walter, advirtió que el presidente Andrés Manuel López Obrador está en la ruta de construir un gobierno neoimperial.

El dirigente empresarial visitó este miércoles la ciudad de Chilpancingo, donde impartió la conferencia ‘México Ganador: La ruta hacia el desarrollo’, durante la cual alertó que el gobierno federal está “matando por inanición de recursos” a las entidades federativas.

Ante cientos de empresarios, ciudadanos y políticos, en su participación el líder empresarial consideró que en los gobiernos priístas y panistas hubo desarrollo económico importante en el país.

“EN EL PERIODO NEOLIBERAL, COMO HOY LE LLAMAN, EL PAÍS SE CONVIRTIÓ EN UN MÉXICO GANADOR. EL SALDO DE LAS ÚLTIMAS CUATRO DÉCADAS DE TRANSFORMACIÓN ES POSITIVO, NO HAY NINGUNA DUDA DE ELLO, HAY DATOS PARA MEDIRLO”, ASEVERÓ.

Aunque sí reconoció “rezagos gravísimos”, insistió en que “el saldo en general es positivo”.

En cambio, advirtió que el presidente morenista Andrés Manuel López Obrador lleva al país a una “presidencia neoimperial” y a una “regresión económica”.

De Hoyos Walther advirtió que el mandatario federal “pretende deconstruir instituciones y borrar muchos avances” de los gobiernos anteriores, y subrayó que el combate a la corrupción no es un argumento válido para destruir “lo que sí funciona”.

Por ello, aseveró que la Coparmex se unificará para defender “los intereses legítimos” de México y luchar por la preservación de las instituciones.

Indicó que entre los mandatos prioritarios que tiene la organización está la defensa de la verdad y de la libertad, pues advirtió que al parecer “hay amenaza de regresión”.

Señaló que el presidente López Obrador señala a los medios de comunicación como “alarmistas, hipócritas o conservadores, por el solo pecado de ejercer el oficio de informar”, sin importar que sean de derecha o de izquierda.

De Hoyos Walter reprochó que incluso la Coparmex ha sido señalada por el mandatario como “conservadora, apátrida, seguidora de Maximiliano y muchos adjetivos más”, por el simple hecho de “disentir” con algunas de las políticas del gobierno federal.

Parece algo menor, pero no podemos transigir. La libertad es el valor esencial del ser humano y nadie la regaló en este país, defendiendo la libertad se logró la independencia, la reforma, la Constitución y las grandes gestas fueron para engrandecer y ejercer la libertad”, expuso.

Por ello, dijo que la Coparmex asumió como mandato prioritario la defensa de la libertad, por lo que como organismo empresarial emprenderá una lucha por la defensa de los principios de democracia liberal.

Otra lucha que darán, dijo, es para “mantener vigente la evolución del país hacia la economía de mercado”, pues advirtió que en la administración de López Obrador “hay signos evidentes de ir en regresión” hacia una participación “asfixiante” del Estado en actividades empresariales.

Ejemplo de ello, dijo, es que “tenemos al Ejército construyendo aeropuertos” y además hay la intención del gobierno federal de “instituir una empresa de telecomunicaciones para competir con las empresas que proveen internet”.

Además, señaló que está la pretensión de que para 2020 se establezcan 30 mil establecimientos de tiendas al estilo Conasupo, que harán competencia directa con precio fuera de mercado a las cadenas comerciales.

El presidente nacional de Coparmex aseveró que “esta involución del sector público en actividades empresariales no se debe permitir”, pues sería una “gravísima regresión”.

Argumentó que “el gobierno no debe estar al frente de operaciones empresariales, porque el dinero que se arriesga no es propio” y la corrupción tiene “el camino despejado”.

De Hoyos Walter también destacó que Coparmex será “dique contra la pretensión de diluir el régimen republicano”, ya que López Obrador está en la ruta de “construir una presidencia neoimperial, porque pretende avasallar a los otros poderes e imponerse sobre ellos de manera voluntariosa, despótica y autoritaria”.

“Sólo así se puede calificar el deconstruir instituciones que los mexicanos construyeron en tres décadas y media. Hay un proceso de deconstrucción de instituciones que son valuarte de la democracia mexicana. No hay duda alguna de que estamos presenciando un proceso de deconstrucción constitucional con una presidencia neoimperial”, expuso.

También advirtió que no se distingue una separación entre los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, por lo que no hay independencia, imparcialidad, equilibrios ni contrapesos institucionales.

El dirigente nacional de Coparmex también señaló la necesidad de “defender el federalismo”, pues hay decisiones del gobierno federal que son contrarias a este sistema político.